Seleccionar página

 

El aceite de oliva, también denominado oro líquido por sus numerosos beneficios, ha acompañado a las culturas del Mediterráneo desde tiempos inmemoriales. Su uso no se limitaba al ámbito gastronómico sino que se extendía también a la cosmética y el cuidado del cuerpo. El papiro Ebers, el legado médico más antiguo que se conserva, proveniente del antiguo Egipto, menciona el uso del aceite de oliva como medio para combatir las arrugas. En Grecia, el aceite de oliva era un aceite que se añadía a los ungüentos de masaje y, Galeno, médico griego cuyas ideas dominaron las medicina occidental durante más de 1000 años, formuló una crema hidratante a base de aceite de oliva, agua y cera de abejas, que ayudaba a mantener la piel elástica y tersa. En la actualidad el aceite de oliva está cada vez más presente en la industria cosmética. Forma parte de cremas, jabones, lociones y otros productos para uso facial, capilar y corporal. Pero, ¿cómo podemos aprovechar sus beneficios para el cabello ?

Una forma muy sencilla

  • Vierte 4 cucharadas soperas de aceite de oliva en un recipiente y caliéntalo durante 10 – 20 segundos en el microondas. No lo calientes más tiempo porque oxidarás sus vitaminas y perderá parte de sus propiedades.
  • A continuación, humedece tu pelo con agua tibia, y aplica el aceite por todo el cabello. Si tu pelo es graso aplícalo únicamente en las puntas.
  • Envuelve el cabello con gorro de ducha y a continuación con una toalla y deja que haga efecto durante 10-20 minutos.
  • Finalmente, enjuaga bien tu cabello con champú. Repite la operación una o dos veces para evitar que el cabello te quede graso.

Mascarilla

Si lo que prefieres es prepararte una mascarilla, puedes incluir el aceite de oliva como uno de sus ingredientes. A continuación te ofrecemos una mascarilla para que el pelo seco y opaco recupere su brillo.

Ingredientes

  • 4 cucharadas soperas de aceite de oliva.
  • 1 aguacate maduro.
  • 3 cucharadas de miel.

Preparación

  1. Extrae la pulpa del aguacate con una cuchara, aplástala con un tenedor y colócala en un recipiente.
  2. Calienta el aceite de oliva en el microondas durante 10 segundos y mézclalo con el aguacate.
  3. Vierte la miel y remuévelo todo hasta que obtengas la mascarilla.
  4. Aplícalo en tu cabello, desde la raíz hasta las puntas.
  5. Déjalo actuar durante 20 minutos.
  6. Enjuaga tu cabello con abundante champú y agua.

El aceite de oliva contiene vitamina E, un antioxidante que protege y repara las puntas abiertas, ayuda a reparar los folículos dañados y fomenta el crecimiento del cabello. Además, es rico en ácidos grasos insaturados, que resultan muy beneficiosos para la protección de tu cabello. Realiza uno de estos tratamientos una vez por semana y conseguirás proteger las puntas, fortalecer las raíces, hidratar el cabello y estimular su crecimiento.